Tomada de la edición impresa del Martes, 12 Junio 2012

Países continentales luchan por la inclusión

Los delegados de 34 territorios aplauden los avances que el Ecuador ha tenido en la atención que ofrece a las personas con discapacidad

Países continentales luchan por la inclusión
El programa Manuela Espejo es considerado como un referente a nivel regional y su modelo será difundido a nivel continental.

VLADIMIR CABEZAS ∙ QUITO

El tema de la inclusión de las personas con discapacidad compromete a todos los sectores de la sociedad, pues es necesario que se vincule a todos los actores sociales para que los individuos con diferentes capacidades tengan pleno acceso a sus derechos.

Con motivo del encuentro continental por la inclusión de las personas con discapacidad ‘América Solidaria’, organizado por la Vicepresidencia de la República y el Banco Mundial, se reunió a 34 delegados de diferentes países del continente. Ellos identificaron modelos exitosos que se aplican en otros países para que -en los próximos años- se logre la plena inserción.

Ignacio Velo, consultor internacional para la implementación de políticas comunitarias de la Unión Europea, sostiene que las personas con capacidades especiales mantienen una salud estable cuando logran una inclusión en la sociedad.

“Esto permite que ellos accedan a servicios médicos, trabajos o que simplemente sean aceptados. Con ello se consigue estabilidad en su salud y que mantengan mejores condiciones de vida con total goce de sus derechos”, señaló.

Así el caso de Ecuador ha sido resaltado en esta cita, ya que la prevención, atención prioritaria y el seguimiento de las personas discapacitadas se ha convertido en política de Estado y ejemplo a seguir.

Lenín Moreno, vicepresidente de la República, sostuvo que los programas que se realizan en el país han servido para visibilizar a los seres diversos y tener seguimiento de los problemas que aquejan a la población del país y del continente.

Moreno resaltó los programas  de prevención tamizaje neonatal, ‘Con pie derecho’ y la de identificación georreferencial para personas discapacitadas ‘Manuela Espejo’.

Así el programa Manuela Espejo se ha convertido en un referente para la región y, a través del apoyo del Banco Mundial, será difundido en otros países del continente.

En este sentido se busca que las recomendaciones y líneas de acción de este encuentro sirvan para difundirlos a nivel regional, con el fin de identificar buenas prácticas.

Carla Cueva, viceministra de Desarrollo Social de Honduras, sostiene que “las personas con discapacidad deben tener amplio goce de sus derechos y se los debe vincular en todos los sentidos, ya que esto generará que tengan independencia en su quehacer diario”.

Moreno enfatizó que “no se puede descansar hasta que todas las personas diversas del país tengan atención. Debemos manejar una cultura de inclusión, en la cual brindemos servicios de primera, especialmente a los grupos que necesitan ayuda prioritaria”.

El Banco Mundial apoyará los diversos programas que se realicen a nivel regional para la inclusión de las personas con discapacidad, inclusive en Ecuador se conoce que se otorgará un préstamo para la adquisición de buses especiales para que este grupo prioritario tenga más oportunidades de traslado.

 

© 2014 Todos los derechos reservados. Se prohíbe la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el consentimiento del diario.