Reparar la ropa: una solución sostenible

 

Según la ONU, la industria de la ropa es la segunda más contaminante del mundo. Y, actualmente, los consumidores compran 60% más ropa que hace una década y las prendas no se utilizan ni 10 veces antes de ser desechadas. Ante esta situación han surgido varios movimientos e iniciativas de marcas como Patagonia que buscan concientizar y educar a las personas sobre el impacto ambiental que estas acciones generan, así como también brindarles soluciones.

De esta forma, una de las soluciones actuales consiste en reparar la ropa y aprovechar las cosas que ya tenemos para reducir el consumo y el desperdicio. Sin embargo, no solo se trata de que las personas cambien comportamiento y adquieran este hábito, sino que también está relacionado con la responsabilidad de las empresas de fabricar prendas de alta calidad que duren muchos años.

Los beneficios de esta alternativa para el ambiente son varios, de forma que reparar se convierte en un acto radical y una de las acciones más responsables para el planeta. Cuando las personas aprovechan la ropa que ya tienen, se reduce el consumo, la huella de carbono, el agua y los desechos; lo cual es una de las metas de Patagonia.

Con su programa Worn Wear, durante el 2021, Patagonia Ecuador reparó 365 prendas, lo que significa que más de 300 personas asistieron a su tienda en Quito con este objetivo. Para ello, cuentan con una estación de reparaciones en la que tienen una máquina de coser, stock de hilos y todos los insumos necesarios para darle una segunda vida útil a las prendas, y así evitar su desperdicio. La marca hace énfasis en que las prendas forman parte de las historias de las personas e incluso pueden pasar de generación en generación.

De acuerdo con lo que explica, Marcela Castro, activista y gerente de la marca en Ecuador, mantener la ropa en uso por nueve meses más ayuda a reducir la huella de carbono, el agua y los desechos entre un 20% y 30%. Además, menciona que la responsabilidad de las empresas no solo se centra en producir menos, sino también de reutilizar materiales, que es a lo que Patagonia se dedica, pues algunas de sus prendas son elaboradas con residuos de botellas plásticas o mallas de pesca recicladas. Por sus acciones, Patagonia es una empresa B que mide cada una sus actividades y el impacto que generan en el ámbito social, económico y ambiental.

Para continuar con la iniciativa y llegar a más personas, Patagonia tendrá festivales de reparaciones en la tienda todos los viernes de 15h00 a 19h00 y sábados de 10h00 a 14h00; y también lo harán en eventos o ferias exteriores. Las personas pueden llevar su prenda de cualquier marca para repararla. Por otro lado, existe el programa Trade In, en donde se pueden intercambiar prendas Patagonia en buen estado que las personas ya no van a usar, por crédito para usarlo en la tienda.

Además, estarán realizando charlas, talleres y eventos para concientizar y educar a más personas sobre el consumo responsable y los beneficios de reparar. 

Tal es el compromiso de la marca con el cuidado del medio ambiente, que dentro de su página web tienen tips, recomendaciones y tutoriales para que sus clientes y el público en general conozcan cómo arreglar su ropa desde casa. Así las personas pueden aprender a parchar chaquetas, reparar cierres o pegar botones.

Publicar un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente