Los ODS aportan en un 60% al valor para las empresas en el siglo XXI


En el webinar “Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y el impacto en el valor de las empresas” se concluyó que el impacto que genera la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) en diversas industrias aporta en un 60% por sobre sus resultados económicos como tendencia estudiada en las empresas, razón por la que se ha iniciado el estudio de los métodos para su valoración y sistematización.

Para ello se realizó el evento de expertos “Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y el impacto en el valor de las empresas” con la presencia de profesionales nacionales e internacionales como: Natividad Guadalajara, catedrática de la Universidad Politécnica de Valencia, Jorge Brito, Líder de innovación para Deloitte Ecuador, Ramiro Rodríguez, Especialista en Propiedad Intelectual de Grupo CEAS y Fernando Acurio, Presidente de Acurio & Asociados, principal avaluadora del Ecuador.

En el estudio realizado por la Universidad Politécnica de Valencia, al que se accedió en el evento, se determina que la visibilidad de prácticas que cumplen con los ODS elevan el valor de las empresas en los rankings de marca y reputación y no tanto en los de Responsabilidad Social Corporativa (RSE).

“La empresa gana más valor percibido, trabajando de manera integral y transversal en los ODS que solo desde sus extensiones de RSE, con lo cual el valor de sus intangibles debe ser considerado desde esos criterios y no solo desde los convencionales relativos a su ejercicio económico o el valor comercial de la marca. Hoy debemos incorporar el comportamiento empresarial a los sistemas de valoración”, señaló Fernando Acurio & Asociados.

Una de las conclusiones del evento es que existe una estrecha relación entre la inversión de las empresas en innovación con la sostenibilidad, por lo cual los países con mayor inversión en investigación y desarrollo consiguen mejores niveles de calidad de vida.

“Según el ranking de Global Innovation Index Database, Ecuador está en el puesto número 91 de los países cuyas empresas más invierten en I&D, muy por debajo de nuestros vecinos como Perú, Colombia y Brasil”, anotó Acurio.

Ramiro Rodríguez ejemplificó que el 74% de las exportaciones estadounidenses se basan en activos intangibles relacionados con aspectos de innovación. “Esa es la vía para la creación de un nuevo valor económico en el mundo empresarial”, mencionó.

Para Jorge Brito los ODS han dejado de ser una buena práctica electiva y “se han transformando en exigencias desde instancias regulatorias, además de sus públicos clave y obtener una licencia social en todos los campos”.

Esto nos lleva a pensar que incorporar la práctica de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de manera transversal en las empresas, brinda la oportunidad de implementar un modelo de negocio inclusivo que aumenta su ventaja competitiva y ayuda a elevar el valor de las marcas logrando cautivar a una sociedad cada vez más exigente, pero además determinar el valor aportado por la implementación de estos objetivos a la marca es primordial en momentos donde los intangibles son considerados trascendentales en el desarrollo empresarial.

Publicar un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente